Cerrar

986 223 195 | 667 543 423   Facebook  Twitter  YouTube  Google 

Accede a tu Zona Privada  
Juan Leyva
Noticias > > El conjunto SKA de radiotelescopios se construirá en Sudáfrica y Australia

El conjunto SKA de radiotelescopios se construirá en Sudáfrica y Australia


Después de un meticuloso proceso de evaluación para hallar el mejor lugar para el proyecto, los miembros del consorcio responsable del SKA han acordado una solución geográfica dual para el conjunto SKA de radiotelescopios.

 

Este conjunto de radiotelescopios es el más potente en la historia de la humanidad. La acción combinada de todas las antenas parabólicas hará que el conjunto funcione con un poder escrutador tal que podría detectar un radar de aeropuerto ubicado en un planeta a 50 años-luz de la Tierra.

 

Este espectacular conjunto de radiotelescopios será crucial para ayudar a esclarecer algunos de los misterios de nuestro universo, incluyendo cuestiones como: ¿Acertó Einstein con su Teoría de la Relatividad General?, o ¿Los habitantes de la Tierra estamos solos en el universo?

 

La resolución adoptada por los miembros del consorcio del SKA establece que las antenas parabólicas precursoras del grupo ASKAP y del grupo MeerKAT se incorporarán a la Fase 1 del SKA, lo que maximizará las inversiones ya realizadas por Australia y por Sudáfrica.

 

La mayoría de las antenas del SKA en la Fase 1 serán construidas en Sudáfrica. Antenas posteriores del SKA se agregarán al conjunto ASKAP en Australia. En la Fase 2 del SKA, la construcción de infraestructuras también se repartirá entre ambas ubicaciones.

 

El SKA, aunque a efectos prácticos se comportará como un solo radiotelescopio, será en realidad un conjunto de radiotelescopios separados unos de otros. Mediante la técnica conocida como interferometría, radiotelescopios ubicados en lugares distintos pueden funcionar en conjunto para crear un radiotelescopio virtual más grande. En este sentido, el SKA será el mayor interferómetro del mundo.

 

El SKA también destacará por otras características. Por ejemplo, su ordenador central tendrá una capacidad de procesamiento de unos mil millones de ordenadores personales.

 

Muchas son las investigaciones científicas para las que el SKA será de gran utilidad. Por ejemplo, rastreará la expansión del universo después del Big Bang, cartografiando la distribución cósmica del hidrógeno. Este mapa permitirá examinar la evolución de las galaxias y ayudará a identificar la naturaleza de la energía oscura.

 

El SKA será capaz de detectar eventuales señales inteligentes extraterrestres muy débiles, y podrá buscar eficientemente en el espacio moléculas complejas, incluyendo los componentes básicos de la vida.

 

También investigará la naturaleza de la gravedad y pondrá a prueba a la Teoría de la Relatividad General de Einstein.

 

En muchos aspectos, se puede decir que el SKA explorará lo desconocido, y, si se repite la historia como en el caso de otros grandes avances técnicos que han permitido observar lo que hasta entonces era imposible de captar, el SKA descubrirá cosas que hoy ni siquiera imaginamos.

 

El proyecto SKA está impulsado por organismos de nueve naciones: En Australia, el Departamento de Innovación, Industria, Ciencia e Investigación. En Canadá, el Consejo Nacional de Investigación. En China, los Observatorios Astronómicos Nacionales y la Academia China de Ciencias. En Italia, el Instituto Nacional de Astrofísica. En Nueva Zelanda, el Ministerio de Desarrollo Económico. En la República de Sudáfrica, la Fundación Nacional de Investigación. En los Países Bajos, la Organización para la Investigación Científica. En el Reino Unido, el STFC (Science and Technology Facilities Council). Y en la India (que es miembro asociado), el Centro Nacional de Radioastrofísica.

 

 

MARTA BARRERAS MARTINEZ - 1º INDUSTRIALES